EDITORIAL

Hace dos semanas Windforce 3D estuvo presente en la feria más importante para materiales composite, la JEC World, celebrada en Paris. Fue la presentación oficial de la Massivit 10000, la impresora 3D para fabricar moldes de composite y su debut fue nada menos que espectacular. Queda patente que hay una necesidad de reducir tiempos y costes en la fabricación de moldes isotrópicos para fabricación en composite. De hecho, en la feria, además de centenares de empresas interesadas, se firmaron 15 reservas en firme para la 10000, tanto para EEUU como Europa.

Al programa de beta test, que ya contaba con un cliente en Israel, se han sumado dos más: Lyon Industries de EEUU y una fabricante de moldes en el norte de Italia. ¡Serán los pioneros en utilizar esta tecnología disruptiva!

La gran ventaja de esta nueva tecnología, según la visión de los que estuvieron en el stand, se resume a: 1-ahorro de tiempo y 2- reducción de complejidad. Los tradicionales 19 pasos necesarios para producir un molde se convierten en apenas 4 con la Massivit 10000: imprimir, curar en horno, sumergir en agua del grifo y post-procesado. Además de moldes se pueden fabricar plantillas, moldes únicos, utillajes, masters, etc.. Y los sectores que se pueden beneficiar de complementar la tecnología convencional con la Massivit 10000 son innúmeros: fabricantes de coches, motos, embarcaciones y aeronaves necesitarán utilizar los servicios de impresión de moldes.

Se abre una enorme oportunidad para una empresa que ya fabrica moldes en adquirir la Massivit 10000 para ofrecer esta revolucionaria solución a toda la industria, no solamente para el sector de transportes, pero para la industria en general. ¿Te apuntas? Os recomiendo ver este corto video pero muy explicativo: «Massivit 10000 LAUNCH! Automated Tooling for Composite Materials»

Puedes ver todo el contenido en el siguiente enlace:

Ver Windforce News